519.

American Sniper es una cinta sólida, con una excelente hechura, a pesar de albergar inconsistencias en el guión. No es un filme redondo, perfecto (¿alguna cosa lo es?), pero posee el espíritu de las grandes obras. Es este el Eastwood de aquella Gran Torino que alguna vez pensamos no volveríamos a ver.

¿Y por qué molesta tanto American Sniper? ¿Por qué todo el progresío gimió, lloró, se haló el cabello, echo espumas por la boca cuando este formidable filme vio la luz? Pues porque Chris Kyle es el típico héroe americano (cosa imperdonable en estos tiempos obamistas), sureño, cowboy, cazador, patriota.

Hemos llegado al punto de que los imbéciles de Hollywood optan por no aplaudir a una cinta sobre alguien que arriesgó su propia vida para salvar sus gordos y acomodados traseros, por aquello de que le disparó en la cabeza a unos cuantos terroristas en Fallujah.

Así vamos…

(Escrito en junio del 2015, pero con plena vigencia)

Publicado por

Rafael Piñeiro-López

Rafael Piñeiro-López, escritor, ensayista y Doctor en Medicina (1994). Ha sido articulista en diarios como Periodista Digital (España) y La Razón (Argentina). Ha publicado los poemarios "Los Hombres Sabios" (Editorial NeoClub 2015) y "La Bala de Sansón" (Editorial Signum Nous, 2016). Fue fundador y editor general de la revista sobre Arte, Cultura y Pensamiento "Signum Nous". Reside en la ciudad de Miami.

Comentarios

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .