1390

Antes de ayer comencé a ver “Vivo”, ese bodrio animado creado por la Paramount de Sony sobre la música cubana. Detrás de un proyecto en el que se encuentren Lin Manuel Miranda y los esposos Estefan, sólo podremos encontrar ese tufillo a revisionismo estético y político que anima al nuevo mundo en que vivimos. Detrás de las fachadas coloridas de la Habana Vieja y de un malecón inmaculado, el hallazgo y la certeza de que la isla castrista es una especie de semiparaíso musical a pesar de las notables escaseces, siempre generadas y profundizadas por el imperio vecino, claro está. Pero… además de la relativización del horror, la obra se resiente por sus personajes off de topic y empalagosos, por la sonorización mediocre, por el ninguneo oprobioso de la historia… Antes de ayer comencé a ver “Vivo”, esa rara y aburrida historia de un mono verde cubiche. Y como era de esperar, no pude ni quise terminarla…

Publicado por

Rafael Piñeiro-López

Rafael Piñeiro-López, escritor, ensayista y Doctor en Medicina (1994). Ha sido articulista en diarios como Periodista Digital (España) y La Razón (Argentina). Ha publicado los poemarios "Los Hombres Sabios" (Editorial NeoClub 2015) y "La Bala de Sansón" (Editorial Signum Nous, 2016). Fue fundador y editor general de la revista sobre Arte, Cultura y Pensamiento "Signum Nous". Reside en la ciudad de Miami.

Comentarios

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .