865

La nostalgia no es sólo un género literario, una invención de Proust o Mishima. La nostalgia es también el horror del pasado, la memoria de la muerte por venir.


La noticia ocupa desde hace mucho tiempo un lugar secundario en los avatares de la vida. El hecho en sí es el hijo huérfano de la existencia. No importa lo que haya acontecido, lo único verdaderamente relevante es esa cosa que tengamos que decir o narrar sobre aquello que sucedió.


La nostalgia es la mayor hacedora de ficciones, porque todo lo que de una u otra forma amamos se tiñe de irrealidad tras deslizarse por la subjetividad de nuestra conciencia.

Publicado por

Rafael Piñeiro-López

Rafael Piñeiro-López, escritor, ensayista y Doctor en Medicina (1994). Ha sido articulista en diarios como Periodista Digital (España) y La Razón (Argentina). Ha publicado los poemarios "Los Hombres Sabios" (Editorial NeoClub 2015) y "La Bala de Sansón" (Editorial Signum Nous, 2016). Fue fundador y editor general de la revista sobre Arte, Cultura y Pensamiento "Signum Nous". Reside en la ciudad de Miami.

Comentarios

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .